Conversaciones: Nick Diamond (Diamond Supply Co.)

Publicado por el 02/05/2018 en Entrevistas
This conversation is also available in English.

Aprovechando su paso por Barcelona para el release de la PUMA x Diamond Supply Co. Avid evoKNIT en exclusiva junto a Foot Locker, pudimos charlar un rato con Nick Diamond, fundador de la marca y OG del streetwear angelino. Desde su suite con vistas al mar hablamos de skate, de zapatillas, de Barcelona y de Odd Future.


Barcelona es a Europa lo que Los Ángeles a Estados Unidos: sol, mar, skate. Quizá por eso habéis decidido abrir aquí las oficinas europeas de Diamond Supply Co. ¿Por qué escogisteis Barcelona? ¿Qué te parece la ciudad?

Me encanta Barcelona, vengo cada vez que puedo desde hace dieciocho años. Al principio sólo para patinar, porque es un paraíso: ruedas por ahí y tienes la sensación de estar en un skatepark gigante, parece que la arquitectura esté pensada para patinar. Creo que esa sensación es lo que atrae a los skaters de todo el mundo, ¿cómo no íbamos a poner nuestras oficinas europeas en Barcelona?

 

“Al principio todo era skate. La movida streetwear vino sola y llegó después. No estábamos buscando ese público, pero cuando en 2005 lanzamos las Nike SB Dunk (las Tiffany’s), llegamos a la gente que no patinaba.”

 

 

Y…¿El skate? Diamond ha pasado de ser una marca de piezas para tablas a convertirse en un nombre reconocido en el mundo de la moda urbana. ¿El cambio fue voluntario? ¿Es difícil ser puro a vuestras raíces de skaters en la era de Instagram?

Todo es muy diferente a cuando empezamos, las redes sociales no existían hace veinte años. Para construir la marca tuvimos que bajar a las trincheras: anuncios en Thrasher, en TransWorld, concursos de skate, shows…Era la única manera que tenías para que tu nombre empezase a sonar. Ahora estamos en 2018, pero Diamond se mantiene real al skate. Es una parte fundamental de lo que hacemos: patrocinamos a un montón de skaters, les damos signature models a nuestros pros, tenemos un equipo de diseño de zapas para patinar…Creemos en apoyar el skate, en dejar que nuestros chavales hagan el marketing por nosotros. Es verdad que ya distribuíamos ropa a algunas tiendas de streetwear, pero, al principio, todo era skate. La movida streetwear vino sola y llegó después. No estábamos buscando ese público, pero cuando en 2005 lanzamos las Dunk con Nike SB, llegamos a la gente que no patinaba. Desde ahí, hemos intentado ser un staple en ambas escenas.

 

 

Tu marca también ha estado muy ligada a la escena musical. Has lanzado colaboraciones con Travis Scott, con Curren$y, con Wiz Khalifa…¿Es importante el rap para Diamond?

Mucho. Cuando lanzamos la Tiffany Dunk y la moda urbana empezó a reconocernos, estábamos en un momento en el que el skate recibía mucha atención por parte de los medios. La gente de la escena musical se veía atraída por la ropa de skate porque el streetwear de antes, FUBU…Sean John…Ya no era popular. Diamond tenía una conexión urbana. Lo nuestro era el patín, pero éramos de la calle, nos molaba el hip-hop…Tenía que pasar y pasó: los raperos empezaron a acercarse a Diamond y yo empecé a conectar con ellos. Me hice muy amigo de Curren$y a través del skate, porque él era amigo de Terry Kennedy, que, en el momento, era uno de los pros de Diamond. Curren$y también era amigo de Wiz (Khalifa), y ya le había enseñado Diamond cuando yo lo conocí en uno de sus conciertos. Me acuerdo perfectamente: él todavía no había pegado el bombazo con ‘Black & Yellow’, y llevaba una sudadera de Diamond que me dijo que había comprado el mismo día en una tienda de Texas. Empecé a colaborar con él, y cuando se pegó, iba todo vestido de Diamond. ¿Rick Ross? Lo mismo. Siempre iba de Diamond cuando empezó a ser famoso. Curren$y, Wiz Khalifa, Rick Ross…Hubo una serie de raperos que crecieron en paralelo a la marca.

 

“Tyler (The Creator) trabajaba en el almacén, empaquetando pedidos y moviendo cajas. Y mientras tanto, el resto de Odd Future andaba siempre por la tienda. Yo ni siquiera sabía que rapeaban.”

 

Los chavales de Odd Future hasta pasaban el día en tu tienda de Fairfax antes de abrir una tienda en Fairfax ellos mismos, ¿no?

Sí, Tyler (The Creator) trabajaba en el almacén, empaquetando pedidos y moviendo cajas. Y mientras tanto, el resto de Odd Future andaba siempre por la tienda. Yo ni siquiera sabía que rapeaban, eran niños, andaban por ahí, los conozco a todos desde que eran muy pequeños. Un día, alguien me dice: “Acaban de publicar un artículo en el que ponen a Odd Future como uno de los mejores grupos de rap emergentes”. Y yo, como: “¿Qué es Odd Future?”. “¡Tyler y sus colegas!”. No sabía ni que rapeaban. Es bastante gracioso si lo piensas ahora.

 

 

¿Qué escuchas últimamente?

Soy de la old school. Escucho clásicos todo el tiempo. Prefiero no comprar música nueva, no me representa lo mismo. Escucho todo lo que sale, claro: escucho todo lo que saca A$AP, todo lo que saca Tyler…Y tengo un montón de mierda en el teléfono, no te voy a mentir. Pero al final, cuando me pongo a escuchar música de verdad, me pongo Mobb Deep, Wu-Tang…Es lo mío.

 

“Empecé con las Jordan después, pero no coleccionaba Jordan, tenía Jordan. En los ochenta estaba siempre patinando en Jordan I, pero no empecé a coleccionarlas hasta que salieron las Jordan XI de charol.”

 

 

¿Te definirías como sneakerhead? ¿Cuánto te ha influido la cultura sneaker?

Todo. Las zapatillas son mi vida. Llevo coleccionándolas desde que tengo uso de razón. Al principio, coleccionaba PUMA, PUMA Clyde. Estoy así de motivado con la colaboración con PUMA porque fueron las primeras zapatillas que coleccioné. Empecé con las Jordan después, pero no coleccionaba Jordan, tenía Jordan. En los ochenta estaba siempre patinando en Jordan I, pero no empecé a coleccionarlas hasta que salieron las Jordan XI de charol. He coleccionado Jordan desde mediados de los noventa. Las tengo todas, todas las buenas. Tengo un almacén lleno de zapatillas; probablemente tenga miles de pares. Demasiadas. Nike sobre todo. Sobre todo, Nike.

Fotografía: Luis Rubiera
Sé el primero en comentar...

"Yo no busco, yo encuentro"

Pablo Picasso