Foot Locker 45 years: Ana Sotillo’s ‘Greatest Sneakers Of All Time’

Publicado por el 30/09/2019 en Moda

 

Hace 45 años que Foot Locker abrió por primera vez las puertas de su tienda en California. Desde entonces, el gigante del retail ha conseguido pasar de formar parte de un sector “nicho” a convertirse en prescriptor de tendencia y en todo un referente de la cultura urbana y la escena sneaker.

Para celebrar todos estos años y homenajear las siluetas más icónicas de la historia, Foot Locker ha juntado a algunos de los nombres más relevantes de la cultura sneaker y les ha hecho la gran pregunta: ¿cuáles son las mejores zapatillas de todos los tiempos?. Nosotros nos hemos unido a esta celebración reclutando a tres de los sneakerheads que más han dado que hablar a nivel nacional durante los últimos años.

Tras Marti Cerezo y Juanma Jmse, la tercera en participar en la discusión sobre las Greatest Sneakers Of All Time y en compartir su top five sneakers es Ana Sotillo, modelo y estilista originaria de Sevilla y Madrid-based. La actividad de Ana no se puede reducir a un par de palabras; es una creadora de contenido nata con una clara pasión por la moda, la comunicación y la interpretación pero, en especial, por las zapatillas, que ocupan un lugar protagonista en gran parte de sus colaboraciones y proyectos.

 

 

Me llamo Ana, soy de Sevilla y soy modelo y estilista.

Me mudé a Madrid hace cinco años con la intención de continuar con los estudios de Periodismo que había empezado ya un año antes en mi ciudad natal. Pero tras dos años de implicación en la carrera, empezaron a surgirme otro tipo de oportunidades relacionadas con el mundo de la moda, por el que desde siempre sentía cierta pasión y siempre me había llamado la atención.
Desde pequeña he sentido un vínculo muy fuerte con el mundo de la comunicación, de la moda y de la imagen. Mi abuela materna ha sido mi mayor referente en ese sentido. Me inculcó esa inquietud por la moda, las prendas, combinar estampados y tejidos. O tan simple como mirar siempre lo último que había salido en tiendas para ver si nos gustaba o no. Además, ella se hacía su propia ropa, cosa que para mí de pequeña era algo increíble. Poder decidir tú cómo es la tela, el corte, el acabado, si tiene botón o cremallera, o si era más largo o mas corto… ¡Me parecía un superpoder!

Un día, siendo muy pequeña, recuerdo decirle mientras ella cosía, que me diese aguja, hilo y dedal, que yo quería probar.. y así fue.

Por otro lado, viviendo ya en Madrid desde hacía varios meses quise presentarme a agencias de modelos y matar la curiosidad que tenía con respecto a ese mundo. Averiguar si yo podía pertenecer a él, si encajaba ahí.. e hice bien en atreverme. Con 19 años empecé a trabajar con una agencia de modelos de Madrid y a hacer castings como loca. Me cogieron para varios trabajos muy buenos para mí en ese momento, y ahí viví la cara B del mundo de la imagen. Empecé a ver todo el equipo que hay detrás de una producción y la implicación que tienen para que tú, que eres la que está delante de la cámara, salga bien bella. Y ahí fue cuando decidí implicarme completamente en este mundo y cambiar mi vida.

 

 

Foot Locker para mí ha sido la ventana al mundo sneaker. Fue la primera tienda de Sevilla que yo conocía en la que había zapatillas expuestas a lo bestia, con una oferta y variedad enorme. Siempre que buscaba comprarme algo con lo que sentirme cómoda acababa comprándomelo en Foot Locker, ya fuesen unas zapatillas o el chándal de la temporada.

 

Para mí, las Converse negras son un must en mi armario. En este caso he elegido la colaboración con JW Anderson porque me parecen un híbrido perfecto entre la Ana más «soft» de antes y la Ana de ahora, además de combinar comodidad, estilo y diseño siendo una zapatilla icono.

 

Para ser sincera, conocía este modelo pero no llamó mi atención hasta hace relativamente poco. Es una de mis siluetas favoritas de Nike, y estas en concreto me vuelven loca. La combinación de colores y materiales me parecen elegancia pura, dentro de ser un “daddy shoe”.

 

Para mí, de las zapatillas favoritas de mi armario. Fue la primera zapatilla cañera que me compré hace muchos años y a día de hoy la sigo renovando. Creo que pegan con prácticamente todo si sabes llevarlas. Marcó un momento de boom en la historia de las sneakers, además de ser una seña de identidad de Foot Locker.

 

Un clásico con 25 años de historia. En este caso son las primeras que tengo. He sido muy fan de los clásicos de adidas, como la Superstar, la Samba o las Gazelle, pero no me entraban por el ojo este tipo de siluetas. Cuando creces vas educando el ojo.

 

Llamaron mi atención cuando se las veía de pequeña a las modelos de los 90’ y 00’s, y desde entonces estuve como loca pidiéndolas en casa. A mi parecer, es una zapatilla claramente deportiva pero con un punto chic muy versátil.

 

 

Para hacer esta celebración de 45 aniversario aún más especial, Foot Locker ha abierto una conversación a nivel mundial sobre las mejores sneakers de todos los tiempos, donde además de sneakerheads y “stripers”, cualquiera puede participar a través del hashtag #NameYour5. Los contenidos se irán publicando en las redes sociales de Foot Locker durante todo el mes de septiembre. Y para ti, ¿cuáles son las mejores siluetas de la historia?.

Sé el primero en comentar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

"Yo no busco, yo encuentro"

Pablo Picasso